La Toldilla

agosto 28, 2006

la-toldilla-agosto-2006.jpg

Son las dos de la mañana, y tengo los pensamientos en mil historias. Mientras escribo estas líneas, poco menos que cruzo los dedos a ver qué me cuenta la previsión. Espero a que el mapa se tiña de verde, o mejor aún, naranja.
Pero sabes que en estas fechas, en muchas ocasiones la aparición del oleaje conlleva el entrar con lluvia o tormenta. Las veces que no es así encuentro en el pico más corcheros que olas a repartir. Son contados los días en que puedes pillar algo decente a la vez que notas como casca el sol.
Estos días conviene entrar en licra, y sentir de verdad el flujo del agua. Aprovecha, pues pronto llegarán los días en que tengas que buscar los escarpines, sino la capucha.
Me acompañan, los miro como si fuesen los culpables de todo el frío que me tengo que tragar cuando llegan los meses de invierno. A partir de octubre/noviembre ya no ves a nadie en la playa. Es toda tuya, quizá unos cuantos locales a los que seguramente acabes conociendo.
A veces me planteo si merece la pena organizar todo un día en torno a unas cuantas espumas.
Luego las observo, y, definitivamente, sí.
La imagen la tomé cerca del Club Náutico, mientras los rayos atravesaban el cielo como espadas, obligándonos a aplazar la sesión.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: